Ver perfil

Juego de tronos, 4 lecciones magistrales de liderazgo

Somos Líderes
Sentarse en el Trono de Hierro y conservarlo no es tarea fácil.
Tampoco lo es liderar una empresa y gestionar equipos. Lo sé.
Pero de aquí en adelante voy a ponértelo un poco más fácil. Y para tomar tierra te propongo un primer viaje a los Siete Reinos.
Porque Juego de tronos no solo nos voló la cabeza con el estreno de cada capítulo. También nos dejó enseñanzas que valen su peso en oro.
Si no has visto la serie, puedes acceder directamente a este post, donde te explico los 7 tipos más habituales de liderazgo y cómo encontrar el tuyo.
Pero que conste que te recomiendo encarecidamente que la veas. Es una de las mejores series de toda la historia.
4 lecciones magistrales de liderazgo
¿De verdad crees que una corona te da poder?
El viejo de los Lannister, que veía venir el desastroso final de Joffrey, intentó advertirle.
Al joven le iba la marcha. O estás conmigo o te torturo y te mando asesinar. Fin.
Y cuando la tiranía desmesurada te sale por las orejas, corres el riesgo de que prácticamente todos a tu alrededor deseen verte muerto.
Primera lección.
Pero hay que hacer la media. Porque en el otro extremo, la falta de confianza en ti mismo también puede lapidarte.
Especialmente si tus enemigos conocen tus puntos débiles, como le venía pasando a Jon Nieve.
Crecer a la sombra de los cachorros legítimos de los señores de Invernalia no debió de ser fácil.
Ser el bastardo, qué vergüenza.
Hasta que llega un enano muy listo y te da el consejo de tu vida. Usa tu debilidad como una armadura y el mundo no podrá herirte.
Segunda lección.
No había otro camino para llegar a ser el Rey en el Norte.
Tyrion, que sabía un rato de defectos y burlas, manejó los hilos en la sombra.
Balanceó como nadie debilidades y fortalezas. Y aunque su condición física le había condenado, fue el mejor estratega.
Rodéate de la gente correcta.
Tercera lección.
Especialmente si tienes una tendencia innata a descontrolarte, al estilo Daenerys, tienes que encontrar un freno.
No vale quemarlos a todos por mucho que te lo diga tu voz interior.
Pero ojo, no sería justo mentar a la Madre de Dragones aquí sin destacar su lado bondadoso.
Porque en su cruzada, Daenerys fue generosa con los débiles e incorporó a su causa a gente de cualquier origen.
Donde otros veían debilidad, ella veía a gente deseosa de mostrar su valía.
¿Quieres crear una gran equipo? Entonces ayuda a cada individuo a desarrollarse plenamente
Cuarta lección.
Solo así podrás armar un ejército como el de la Khaleesi de los Dothraki.
Ahora es tu turno
Hay muchas formas de hablar sobre liderazgo, pero reflejarlo en los personajes de Juego de Tronos puede hacerlo más interesante.
¿Estás de acuerdo?
Déjame tu feedback en los comentarios. Quiero escucharte y saber si te gusta este tipo de contenido.
Quedan muchas enseñanzas de las que hablar y quiero asegurarme de encontrar siempre el mejor modo de hacerlo.
¿Y qué más?
Comparte este contenido con las personas de tu entorno que tienen personal a su cargo.
Les ayudarás a ellos y también a mí.
¡Ah! Y no olvides suscribirte a la newsletter para seguir recibiendo contenido de valor si aún no lo has hecho.
Vienen curvas de las que te hacen disfrutar de la carretera. La semana que viene más.
Un abrazo.
¿Te ha gustado? No
Pablo Sántxez
Pablo Sántxez @pablosantxez

Aquí hablo sobre liderazgo y crecimiento personal (a mi manera).

Puedes registrarte, o no. Tú verás.

En los últimos años, he formado a directivos de más de 25 países y actualmente dirijo un equipo con cientos de empleados, pero ante todo intento ser feliz haciendo lo que hago.

Para cancelar tu suscripción, haz clic aquí.
Si te han remitido este boletín y te ha gustado, puedes suscribirte aquí.
Created with Revue by Twitter.
Avenida Maissonave, 9, Alicante